Sobre el cine de ciencia-ficción
Victor Conde

2001 es más una obra de Kubrick que de Clarke. La tesis central del cuento original (y de la novelización de la película firmada por el propio Clarke) es que los extraterrestres habían dejado un artefacto en la Luna para que les avisara de cuando los humanos hubieran alcanzado unas cotas de desarrollo lo suficientemente avanzado como para descubrirlo y manipularlo. Una especie de busca intergaláctico, que advierte del avance de nuevas especies inteligentes.

Sin embargo, la tesis principal de la película es que los seres inteligentes evolucionan gracias a la violencia. Los monos dan el salto cuando inventan el primer arma de la historia (un hueso usado como maza), y una forma de vida en ciernes, HAL 9000, usa la misma violencia para defenderse cuando se siente amenazado. De ahí la inclusión de toda la trama a bordo del Discovery, alargando el núcleo argumental del cuento, que en la película realmente concluye cuando Floyd va a revisar el segundo monolito de la Luna, y enlaza con el final, en que Bowman evoluciona, se supone que con ayuda ajena. La larguísima elipse central, que incluye la aventura a bordo del Discovery, realmente no tiene nada que ver con esta última línea argumental, y viene a ser la aportación de Kubrick al relato: HAL defendiéndose.

No hay duda, al menos yo lo creo así, que Clarke aquí sólo se limitó a aportar la idea original y a vivir de las rentas del éxito de la película después. Ojalá a todos los escritores de ciencia-ficción nos pasara lo mismo. ¿Es un caso aislado este de 2001 con respecto al resto de la ciencia-ficción cinematográfica? Depende. En el discurso que di en la Semana Negra presentando mi novela dije que la ciencia-ficción en el cine estaba a años luz de distancia de la literaria, verdadera cuna del género, debido a que el cine está demasiado sujeto a normas de marketing y estudios de mercado. ¿Está realmente detrás de la ciencia-ficción literaria? Conceptualmente diría que sí. ¿Es inferior en todos los aspectos? No. Creo que el cine ha aportado un importantísimo componente a la ciencia-ficción que se escribe hoy en día: la estética. Aunque el núcleo de las novelas sigue siendo la idea, el concepto abstracto de la historia, los novelistas describen sus mundos en muchas ocasiones endeudándose con la visualización imaginada por el cine.

© Victor Conde
(396 palabras)