Ovni
OVNI Inglaterra, 1970
Título original: UFO
Dirección: David Lane (varios más)
Guión: Tony Barwick (varios más)
Producción: Gerry Anderson
Música: Barry Gray
Fotografía: Brendan J. Stafford (varios más)
IMDb:
Reparto: Ed Bishop (Ed Straker); Mel Oxley (Detector SID); Dolores Mantez (Nina Barry); Michael Billington (Paul Foster); George Sewell (Alec Freeman); Ayshea Brough (SHADO); Keith Alexander (Keith Ford); Antonia Ellis (Joan Harrington); Gabrielle Drake (Gay Ellis); Vladek Sheybal (Doug Jackson)

S.H.A.D.O: Cuartel General. Organización para la Defensa contra los Alienígenas. Ubicación secreta bajo los estudios fílmicos...

Así comenzaban los capítulos de la serie, titulada en España OVNI, emitida a principios de los años 70 por TVE, creo recordar que en horario de tarde. Producida por Gerry y Sylvia Anderson en 1970 para la ITV británica, fue la primera serie de la pareja con personajes reales, abandonando definitivamente las marionetas que les hicieran famosos.

sovni2.jpg

La acción transcurría en 1980, diez años después de la confirmación de que los extraterrestres visitaban la Tierra y eran hostiles, muy hostiles diría yo. La organización secreta S.H.A.D.O estaba dedicada a proteger la Tierra de los invasores. En el primer episodio (IDENTIFICADOS) al ser derribado un OVNI se consigue rescatar un superviviente, que muere poco tiempo después. Tras practicársele una autopsia, se descubre que muchos de sus órganos vitales pertenecían a personas desaparecidas o presumiblemente abducidas por los extraterrestres. Los aliens necesitaban secuestrar terrestres a fin de arrebatarles sus órganos vitales para trasplantárselos a sus habitantes que, según quedó demostrado, eran bastante debiluchos y enclenques. Eran una raza degenerada a punto de desaparecer debido a la contaminación y agotamiento de los recursos naturales de su planeta. Por eso el mundo no debía saber que estábamos siendo atacados por los extraterrestres, mas que nada por no alarmar injustificadamente a la población. Total los pobres aliens solo querían unas cuantas cosas sin importancia: tus pulmones, tu hígado, tu corazón...

La organización estaba al mando del comandante Ed Straker, propietario encubierto de los estudios de cine Harlington - Straker, sede secreta de S.H.A.D.O. Su rasgo más interesante era poseer un rictus impasible independientemente de la situación en que se encontrara. Contaba con la eficaz ayuda del Coronel Alec Freeman y del Coronel Paul Foster, un piloto comercial reconvertido para la causa, en el segundo episodio (EXPOSED), después de un encuentro con OVNIS cuando tripulaba un avión experimental. Asimismo como personajes recurrentes teníamos a la Coronel Virginia Lake, enamorada secretamente de Straker y la extraordinaria y maciza Teniente Gay Ellis, piloto de los interceptores espaciales y comandante de la Base Lunar de S.H.A.D.O.

En la serie no sólo podíamos observar batallas o enfrentamientos con las naves extraterrestres, sino también, en muchos de los episodios, veíamos interesantes argumentos que implicaban a las vidas publicas y privadas de los protagonistas. Se nos mostraban las difíciles relaciones entre los miembros de la organización y su entorno ya que se les exigía el máximo de esfuerzo sin ningún tipo de reconocimiento por parte del mundo. Eran agentes secretos que estaban salvando al mundo pero que no podían revelar sus misiones y desvelos por la humanidad.

El arco argumental era el conflicto bélico a escala mundial. Esta característica la diferenciaba de otras series de invasores extraterrestres ya que aquí los gobiernos de la Tierra eran plenamente conscientes de que se nos querían merendar encebollados; por tanto contribuían al esfuerzo bélico con un ejercito que, aunque secreto, contaba con todos los medios posibles para enfrentarse al enemigo. En Los Invasores era David Vincent el único que conocía la invasión y por supuesto nadie le creía (aunque en la segunda temporada aparecieron Los Conversos un grupo que sabía la verdad y que ayudaba a Vincent) Por consecuencia el bueno de Vincent tenía un problema doble: el ser perseguido por los marcianos que lo querían eliminar y evitar ser recluido en un psiquiátrico por chiflado. Los Invasores copiaba el modelo de El Fugitivo (como ocurrió en El Inmortal o First Wawe): el hombre eternamente perseguido por todos y a todas horas. Si nos adentramos en la década de los 90 vemos que Expediente X se modela según el mismo patrón de Los Invasores. El agente Mulder nunca es creído por sus jefes, ni tan siquiera por su compañera Scully (incompresiblemente por cierto, después de lo que ha pasado y visto esta moza) Esta incomprensión oficial se hace guía de todos los episodios y produce un personaje paranoico que sabe que está en posesión de la verdad pero es incapaz de demostrarlo o de hacerse creer.

OVNI sin embargo tenía muchos de los elementos de la Space Opera: batallas, héroes muy heroicos, sacrificados personajes, bellas señoritas vestidas convenientemente y un enemigo fundamentalmente malo al que vencer. En todos y cada uno de los episodios existía al menos un enfrentamiento con OVNIS, por lo que asistíamos a batallas lo suficientemente espectaculares para resultar atractivas al espectador que buscaba acción. El diseño de los vehículos y naves contribuía al atractivo de la serie. Este diseño estaba muy en línea con la estética Thunderbirds , sello inconfundible de los Anderson, con aparatos espectaculares y muy originales. Eran naves sacadas de un mecano de Lego, con sus toberas escupellamas y demás parafernalia.

S.H.A.D.O. disponía de varios elementos de alta tecnología capaces de enfrentarse a las naves extranjeras. Así nos encontrábamos con los siguientes aparatos:

SID: Space Intruder Detector. Detector de Intrusos Espaciales. Un satélite computerizado en órbita terrestre que era capaz de detectar las naves alienígenas en el espacio profundo.

sovni4.jpg

Base Lunar: Base de lanzamiento de los interceptores espaciales. En continuo funcionamiento y preparada para rechazar los ataques, dentro de lo posible.

Interceptores: Cazas espaciales, tripulados muchas veces por mujeres, con un misil en el morro. Eran eficaces para abatir OVNIS en el espacio, pero casi nunca los abatían. Dejaban que pasaran para que el SkyDiver los detuviera en la tierra, lo que era mucho mas espectacular. Normalmente patrullaban o atacaban formando tríos.

SkyDiver: Submarinos portadores de las naves interceptoras atmosféricas Sky en el morro, capaces de despegar debajo del agua, en clara reminiscencia-homenaje al Aereosub de Viaje al Fondo del Mar, y cuya misión era interceptar los ovnis en la atmósfera terrestre o en el fondo marino.

ShadoMoviles. Unidades de tierra fuertemente armados, con una miserable cañoncito (laser) de dos bocas, para interceptar los ovnis una vez que se había producido el aterrizaje.

Y por último, y no menos importantes, los OVNIS. De forma cónica, similares a una peonza invertida, con un anillo en su parte inferior, contraria al vértice, que giraba cuando estos se desplazaban. Un inquietante sonido ululante acompañaba sus movimientos en la atmósfera y también en el espacio, claro.

sovni3.jpg

Aparte de las maquetas de las naves habría que destacar asimismo los diseños de decorados y vestuario. Los decorados espaciales estaban desarrollados con la estética imperante en los setenta. Pasillos iluminados, pantallas de TV en todos los rincones, leds parpadeantes en los paneles. Todo muy en la línea de 2001 UNA ODISEA DEL ESPACIO (1968) El vestuario era muy atrevido, al menos los trajes de las oficiales de la Base Lunar, plateados y ajustados con el añadido de unos pelucones de colores y un maquillaje que ya quisiera para sí una DragQueen actual. Y como no citar las minifaldas que usaban las mismas oficiales cuando no estaban de guardia y se tomaban una copa en la cafetería. Otro interesante diseño de vestuario era el de los tripulantes del SkyDiver. Estos llevaban una camiseta como de ganchillo o redecilla (al igual que ese cubre rollos de papel higiénico que tiene tu abuela en el cuarto de baño y que queda de lo mas kish) Estética chulo-piscinas donde las hubiere. Por otra parte la moda imaginada para la Tierra de la época consistía principalmente en una especie de casaca maoísta para los hombres, huyendo de las corbatas y trajes que como podemos observar se han mantenido hasta nuestros días.

Uno de los secretos mejor guardados de la serie fueron los alienígenas. Jamás se vio ninguno completamente, ya que siempre estaban enfundados en sus trajes espaciales que mantenían un entorno acuático (un líquido verde asquerosamente pringoso similar a las babas de la niña de EL EXORCISTA) que les protegía en los viajes espaciales desde su planeta. Cuando se les despojaba de los trajes morían al contacto con nuestra atmósfera. Por consiguiente las características de éstos, demasiado humanoides ya que les servían nuestras pobres vísceras, nunca fueron bien reveladas, aunque se dejaba ver unos rostros a través de las escafandras muy similares a los humanos.

Los extraterrestres también poseían la capacidad de influir y poseer a humanos. Esto dió pie a muchos guiones que se podían integrar en la moda de los viajes y la cultura del Lucy in the Sky with Diamonds aún vigente en la época. Los poseídos sufrían alucinaciones y se comportaban como un aficionado a los trippis. Las maniobras alienígenas convergían en la destrucción de S.H.A.D.O. de forma subrepticia, ya que el enfrentamiento directo no parecía ser la solución, entre otras cosas porque se quedarían sin piezas de repuesto. No es lo mismo tomar un corazón sano que en churrasco después de un disparo láser.

Después de 20 años de su emisión, y sin haber vuelto a ver ninguno de sus episodios, no me es posible evaluar si el paso del tiempo ha hecho que la serie envejezca bien. Lo que sí está claro es que los recuerdos de su emisión me resultan muy gratos. A diferencia de los norteamericanos y sus increíbles dotes para el chauvinismo, que ríete de los franceses, esta serie inglesa reflejaba la impotencia ante una invasión por una civilización mas desarrollada y aunque los terrestres se defendían, como podían, llevaban las de perder a largo plazo. Los personajes no eran superhéroes que con una genialidad de último minuto hacían polvo la flota invasora.

La serie tuvo un intento de continuación, la base de la cual debiera haber sido la guerra total contra los extraterrestres. UFO II, que era su original denominación, partía de la premisa de que la guerra se había trasladado al espacio. Una nueva base Lunar era la que se encargaba dirigir la guerra, cambiando el escenario terrestre por el espacio. Esta serie nunca llego a desarrollarse pero sirvió de base en algunos argumentos, y sobre todo en el tema del diseño de la base lunar Alpha para la serie Espacio 1999 .

© Alfonso Merelo,
(1.673 palabras)