Hacia los orígenes de la ciencia-ficción Latinoamericana, 18
ESPIRITISMO, CIENCIA Y FICCIÓN EN UNA COSMOGONÍA CREADA POR LUGONES. III
por Gastón Germán Caglia

Introducción

Hemos llegado a este estadio en la obra de Leopoldo Lugones sin haber hecho demasiadas referencias a la parte del Ensayo en su obra LAS FUERZAS EXTRAÑAS. Ello obedece a que, como obra total o completa, ya desarrollamos la persona del autor, la estructura del libro de cuentos, sus características y un comentario de cada uno de ellos.

Ahora es el momento de establecer y comentar algunas ideas sobre la cosmogonía que crea Lugones para contener a estos doce relatos en la visión metafísica del autor y esto es tan así como que su obra cobra pleno sentido cuando se los analiza a la luz de este universo.

Como toda creación cosmogónica esta es subjetiva y en este caso es la obra de un poeta filósofo que conjuga arte, imaginación y una mente científica a la vez que amante de las pseudociencias tan de moda por aquella época.

Esta parte de la obra, ENSAYO DE UNA COSMOGONÍA EN DIEZ LECCIONES, que precisamente se estructura en diez lecciones, donde describe con detalle la forma del universo; y en dos artículos, uno que le precede y otro que le antecede.

De esta parte de la obra podemos arriesgar una liminar conclusión: en el universo lugoniano, la materia fue creada por grados para llegar en último término a la creación del hombre.

Las diez lecciones

Lugones y amante

En la Primera lección nos encontramos con el origen del universo, no puede ser de otra manera. Allí aclara de entrada: La vida, que es la eterna conversión de las cosas en otras distintas, abarca con su ley primordial el universo entero....

Es que en el origen del universo la materia no fue creada de una sola vez, sino que esta reconoce grados, y dentro de estos grados encontramos diferencias de magnitudes. Así la noche no es otra cosa que menos día, por ejemplo.

Toda magnitud es una proporción... En nuestro universo, lo que viene a ser se llama materia, y lo que deja de ser se llama energía... Si toda magnitud es una progresión, su crecimiento y su decrecimiento deben de tener una duración equivalente, y este es otro carácter de la periodicidad en las manifestaciones de la vida....

Luego fue el origen de la forma. Esta es la Segunda lección. En ella establece que la vida es un eterno cambiar de estado y que la primera manifestación de esto en el éter del cual nuestro universo procede fue un movimiento.

Esta primera manifestación es un elemento sin dimensión, sin peso, es la propagación de un rayo en forma rectilínea. Mejor dicho, para Lugones, a principios del s. XX, la ...propagación de es rayo es rectilínea, pero su forma es ondulada; y a medida que se propaga, van agrandándose naturalmente sus ondulaciones....

Luego esta ondulación, muy leva al principio, tiende hacia la segunda dimensión, la latitud, haciendo nacer la segunda dimensión.

Luego llega la introducción del concepto de tiempo en el universo. Es la Tercera lección. Hasta este momento del razonamiento debemos tener presente que al no haber tiempo todo es una pura eternidad.

El tiempo es lo mismo que el espacio esencialmente, si bien no existe en el mundo de una dimensión.

En la Cuarta lección recién llegamos a la idea del átomo como centros de fuerza individualizada....

Y con la más pequeña forma material llegan los otros fenómenos propios de la materia como el calor que es producido por la fricción. Asimismo, la fricción, es generadora de materia pues al producirse la fricción se crea un desgaste en la materia posibilitando la creación de nuevos átomos.

Luego vendrán la luz, el sonido, el olor y la radioactividad como energía infinita.

Con la Quinta lección veremos su teoría ante la ciencia. Como todo positivista que se precie de tal, adhiere rotundamente: Ahora bien, como la ciencia quiere hechos y el método positivo afirma que teoría es hipótesis verificada... Nuestra teoría va apoyada en todo su desarrollo por hechos científicos, desde el rayo primordial hasta la generación de los átomos....

La Sexta lección nos habla de la vida de la materia.

Al adquirir la tercera dimensión, las lentejas se hacen perceptibles... Entonces es cuando empieza ha haber propiamente materia y fuerza y a desarrollarse fenómenos más familiares para nosotros.

Precisamente es el calor el primero de estos fenómenos, o esa la electricidad bajo este aspecto, resultante de la fricción de los átomos.

La Séptima lección habla de la vida en el planeta. Con un proceso circular en que los movimientos cíclicos generan una ley de periodicidad la materia evoluciona desde sus tres estados, gaseoso, líquido y sólido para generar la aparición de los seres vivos.

La tierra es una especie de océano esferoidal, denso y glutinoso, en el cual los átomos se agruparon bajos formas cristalinas, poliédricas, según su modelo fundamental.

Este movimiento circular, cíclico tiene el nombre de ley de periodicidad.

Con la Octava lección llegamos a la vida orgánica. Y, siendo la materia orgánica similar a la inorgánica en su esencia, tampoco la hay entre espacio y tiempo ni entre materia y energía.

Sin embargo la vida orgánica proviene de la atracción de elementos distintos producto de las fuerzas de las moléculas libres en el seno de los líquidos.

De ahí que el hombre, ... bogaba en el fluido glutinoso del mar universal como una célula gigantesca, sin órganos, sin conciencia, sin mente, reproduciéndose como los zoófitos y desvaneciéndose como ellos, sin morir realmente, en los seres que su masa engendra.

La Novena lección nos habla de la inteligencia del universo que está latente en cualquier forma de la materia dado que el pensamiento es una forma de energía.

El pensamiento es la energía absoluta de que todo procede y a la que todo regresa, lo que en sí lleva potencialmente todas las formas de energía.... Es decir, todas estas manifestaciones son atómicas y susceptibles de transformarse en otras, de crear.

Todos los fenómenos que podemos captar a través de nuestros sentidos son trabajos de desintegración de la materia. Nótese como encajan a la perfección las temáticas centrales de los cuentos en este apartado. Ejemplos claros son LA FUERZA OMEGA, LA METAMÚSICA o EL ORIGEN DEL DILUVIO, en donde el protagonista del relato es un espíritu: Así, pues, toda luz, todo sonido, todo calor, todo fenómeno olfatorio o gustativo son trabajos de desintegración de la materia, y toda percepción inteligente de estos fenómenos es reintegración de materia a la energía absoluta....

Sin embargo, luego de aceptar el método positivista en la lección anterior, acá incorpora el espiritualismo y la inmortalidad: ... Sábese... que el espacio como extensión infinita e incorpórea, vale decir, el movimiento absoluto, puesto que es el movimiento lo que entendra al espacio, es a un tiempo inconcebible e imprescindible para nuestra mente. Si el pensamiento es la energía absoluta, nuestro pensamiento y el espacio son una misma cosa, o sea, éter infinito e incondicionado donde no hay magnitud ni tiempo; resultando así inconcebible como sensación, bien que imprescindible porque constituye nuestro propio ser. Los términos, al parecer antagónicos, se hallan así conciliados....

Así es como ingresan las pseudociencias en el universo lugoniano: ... He aquí el espiritualismo y la inmortalidad del alma como soluciones racionales de una concepción cosmogónica, es decir, aceptables sin conflicto con la ciencia o con la razón. Posición intermedia, bien que solo por razones de distancia, entre el materialismo y el supernaturalismo, la nuestra considera todos los fenómenos como naturales, pero no los deriva totalmente de la materia; y lejos de someterlos a la arbitrariedad del azar o de un dios ex nihilo, los considera determinados por una existencia anterior. Todas las consecuencias que se derivan del espiritualismo así concebido: solidaridad humana, inmortalidad, causalidad del destino humano, son consecuencias racionales.

Por fin en la Décima lección llegamos al hombre. Aquí Lugones acepta la teoría de Darwin pero a la inversa: ... al aparecer en la tierra la vida animal, su primer representante ha tenido que ser el hombre... El hombre es, pues, el progenitor del reino animal....

Sin embargo, es un ser inteligente pero no el único con inteligencia.

Algunas conclusiones a las diez lecciones

Día del escritor
Día del escritor

El hombre es, como ser inteligente y culminación de la evolución, pues está en su última lección, el que con su inteligencia mueve, invoca, provoca el movimiento de las fuerzas extrañas.

Allí, en ese terreno, es donde suele pagarlo caro, con la locura o la muerte. Encontramos entonces una dualidad muy marcada que se da entre vida-muerte en los relatos. Así veremos en los cuentos gases que llevan a la locura, sonidos que terminan siendo letales, monos que no quieren hablar y por ello prefieren morir.

Vida y muerte que por otra parte puede reflejarse en un sacrificio por parte del personaje principal. Ese sacrificio lo llevará a la exaltación de la locura como en LA METAMÚSICA o a la muerte como corolario de un experimento como en VIOLA ACHERIONTIA.

En definitiva, es la vida un límite que los relatos de Lugones transgreden constantemente a través de la invocación o el movimiento de esas fuerzas extrañas que ocurren dentro de esa cosmogonía lugoniana, tan parecida a nuestro universo pero a la par tan diferente.

© Gastón Germán Caglia,
(1.509 palabras) Créditos