Mis cinco libros de ciencia-ficción, 6
MIS 5 LIBROS DE CIENCIA-FICCIÓN.
por Magda Revetllat

Cinco libros de ciencia-ficción que de una u otra manera me han dejado huella, pues aquí van:

EL DORADO ESTELAR, de Clark Carrados: hubo un tiempo en el que no había una biblioteca en cada barrio, en el que las librerías eran lugares en las que no se permitía sentarse, hojear demasiados libros y ni hablar de tomarse un café dejando aparte el tema de lo que costaba cada volumen. Encontré este bolsilibro en Els Encants, el mercado de viejo en Barcelona, lo abrí y leí esto:

El tercer cerebro de Ku´Kh, mientras los otros dos dormían, captó una señal de anormalidad en la distancia.

y a partir de ahí seguí coleccionando estas pequeñas grandes novelas de autores españoles con seudónimo anglosajón para pasar más tarde a los grandes, Bradbury fue de los primeros.

CRÓNICAS MARCIANAS

CRÓNICAS MARCIANAS, de Ray Bradbury: fue de las primeras novelas que leí y que me fascinaron por el conjunto de relatos acerca de la colonización del planeta vecino. Aun con la gran parte de fantasía que contiene alejándolo de la ciencia-ficción, la belleza de la prosa y las situaciones diversas hizo que siguiera leyendo todo o casi todo lo escrito por este autor.

ESTACIÓN DE TRÁNSITO

ESTACIÓN DE TRÁNSITO, de Clifford D. Simak: ¿Cómo puede un granjero que vive en un remoto lugar ser el punto de encuentro de lejanas civilizaciones del universo? La descripción de cada especie, lo que necesitaba para sobrevivir en su viaje, la gran responsabilidad de ese trabajo llevado en el más estricto secreto... Me cautivó el relato por la imaginación del autor en crear cada especie y por esa aparente normalidad que esconde algo realmente fantástico.

EL SEÑOR DE LA RUEDA

EL SEÑOR DE LA RUEDA, de Gabriel Bermúdez Castillo: La mezcla de Edad Media con tecnología moderna y la sorpresa del viaje final, caballeros artúricos o parientes del Cid que se baten en duelo, una mujer piloto que por accidente llega allí y que se comporta de manera muy distinta de los estándares que el protagonista conoce... Me pareció y me sigue pareciendo una mezcla tan extraña como fascinante que da lugar a un relato tal vez sencillo en lo referente a la historia pero a la vez de resultado más que notable.

FUNDACIÓN Y TIERRA, de Isaac Asimov: Milenios en el futuro y una Tierra abandonada y los que van en su búsqueda. Leídos todos los libros de la serie me gustó este final, la decisión última sobre el destino de la humanidad, la visita a los mundos como Solaria o Aurora, mundos que el lector ya había visitado con anteriores compañeros que ya son el pasado. Y, llegados al planeta cuna de los humanos, encontrar a quien durante mucho tiempo los ha guiado y que ahora necesita ayuda para seguir haciéndolo.

Cuando un género se hace tan extenso que deriva en subgéneros es difícil nombrar únicamente cinco preferidos de manera que añado en segunda sección otros que también me dejaron huella: ¡HAGAN SITIO! ¡HAGAN SITIO!, de Harry Harrison, muchas veces al entrar en la escalera donde vivo pienso si encontraré allí gente durmiendo; CITA CON RAMA, de Arthur C. Clarke, la maravilla de la exploración de una colosal nave llena de vida extraterrestre; MÁS VERDE DE LO QUE CREÉIS, de Ward Moore, intentar mejorar el planeta y hundirlo del todo y ese final de unos pocos humanos en una embarcación en medio del mar... RASCACIELOS, de J. G. Ballard, reflexión sobre ese fino barniz que llamamos civilización que se resquebraja fácilmente y que me hizo entender mejor el personaje principal de su otra famosa obra EL MUNDO SUMERGIDO; LA TIERRA PERMANECE, de George R. Stewart, el personaje principal se rinde ante la imparable vuelta al salvajismo de la especie humana, los libros se abandonan y el vocabulario se reduce pues ya no hay nada más allá de la caza, la pesca, el fuego y el refugio, impactante reflexión sobre el destino de una humanidad reducida a mínimos; LA MÁQUINA DEL TIEMPO, de H. G. Wells, el viaje al futuro para contemplar la extinción de lo que conocemos como humano y para llegar al fin de los tiempos, obra tan melancólica como bella del visionario autor.

Y sigo descubriendo nuevos libros, nuevos autores, Scalzi, Robinson, Cixin Liu, Ted Chiang, nuevos mundos, nuevas civilizaciones...

© Magda Revetllat (709 palabras) Créditos