LA TIERRA EN LLAMAS
LA TIERRA EN LLAMAS Orson Scott Card
Título original: Earth Afire
Año de publicación: 2013
Editorial: Ediciones B, S. A.
Colección: ---
Traducción: Rafael Marín
Edición: 2014
ISBN:
Precio: 20 EUR
Comentarios de: Ramón Batalla

Texto de contraportada

Cien años antes de que Ender naciera, una raza extraterrestre llegó a la Tierra armada con fuego y muerte.

Después del ataque que sufre la nave minera Cavadora, Victor Delgado escapa y se une al Oficial del Estado Imala para alertar a los científicos de la Tierra de la peligrosidad de los hostiles insectos llamados fórmicos. Mientras los diplomáticos buscan una solución pacífica, Lem Jukes, hijo del magnate Ukko Jukes, planea un ataque que supone un desafío en toda regla a su padre.

Con este telón de fondo y una horda invasora planeando a través de la llanura china sobre campos devastados, será el sublime y heroico Mazer Rackham, un oficial de operaciones maorí, quien luche para convertir a su tropa en una fuerza capaz de preservar la Tierra en la que será su primera guerra interestelar.

Esta es la historia de la Primera Guerra Fórmica.

En esta segunda entrega de la serie Primera guerra fórmica florecen todos aquellos defectos que en la trama de la primera entrega se escondían. Mientras que en el espacio profundo, donde sucedían los hechos de la primera entrega, se hacían viables y plausibles la secuencia de acciones porque no había nadie más que pudiera participar o colaborar en las decisiones que se toman, en esta segunda entrega tenemos un problema habitual de las novelas de acción y aventuras en un contexto de narración globalizada (donde se requiere decisiones conjuntas de un planeta como la Tierra multicultural y étnico), la historia pierde credibilidad.

Los alienígenas invaden la Tierra. Hasta aquí nada que no deberíamos esperar. Pero como siempre nos encontramos con una serie de protagonista que encuentran una manera de luchar contra los fórmicos, mientras que los dirigentes de los países son unos inútiles, palurdos y poco más que imbéciles que no descubren algo bastante evidente como encontrar el punto flaco de los también inútiles, palurdos y poco más que imbéciles alienígenas que se dejan, por ahora, un poquito de la mano de Dios.

Al final, nos vienen a decir que son incapaces de llegar a las mismas conclusiones que los protagonistas, tanto los cabezas pensantes de los países como los respectivos alienígenas. Y allí están los protagonistas participando de la lucha contra los fórmicos en diferentes frentes. Aparte de estas situaciones que están totalmente en línea con el argumento, la historia es de aventuras con un tono más juvenil, menos oscuro y trabajado que en la primera novela, muchos tópicos, buena lectura de aventuras, buena acción y ritmo, pero poca calidad en general. Los personajes son muchos más planos, me quedo con el insufrible Lem Jukes y sus obcecaciones con su padre Ukko. Las aventuras de Mazer, a lo Rambo, se hacen un poco pesadas, al igual que las del pequeño Bingwen que de tan arquetípico niño bueno, cuesta digerir.

Si que añado que me gustan los esbozos de porque se creará la escuela de Batalla en la que se formará a Ender. Otro aspecto interesante es la creación de las armas que modelarán la guerra en un futuro. Una novela que en los primeros capítulos dejan claro toda su evolución.

Una pequeña decepción al final, me esperaba mucho más desarrollo y una calidad al menos parecida al primer volumen lo cual no se consigue, bajando un escalón de lo que hubiera podido dar.

© Ramón Batalla, (608 palabras) Créditos
Publicado originalmente en En Clave Pública el 14 de agosto de 2016
CC by-nc-sa 2.1