Starship, 1
MOTÍN
MOTÍN Mike Resnick
Título original: Starship: Mutiny
Año de publicación: 2005
Editorial: Timun Mas
Colección: ---
Traducción: Joan Josep Mussarra
Edición: 2011
Páginas: 287
ISBN:
Precio: 17 EUR
Comentarios de: Ramón Batalla

Texto de Contraportada

Es el año 1966 de la Era Galáctica, unos tres mil años en el futuro, y la República está en guerra con la Federación Teroni, una alianza de razas resentidas por el crecimiento militar y económico de los humanos. Aunque los principales escenarios de batalla están en el Brazo Espiral y en el Núcleo Galáctico, en la lejana Periferia, la Theodore Roosevelt es una de las tres naves encargadas de proteger el Cúmulo del Fénix, un grupo de setenta y tres planetas habitados.

Vieja y maltrecha, y con unos sistemas de defensa obsoletos, la Teddy R. habría sido retirada del servicio años atrás si el universo no estuviera en guerra. Su tripulación está formada por rebeldes reformados, militares indisciplinados y unos pocos soldados rasos. Pero un nuevo oficial ha sido transferido a la Teddy R. Su nombre es Wilson Cole, y le acompaña una reputación de heroísmo y desobediencia. Debido a su indisciplina se le ha retirado el mando de su nave y su tripulación en dos ocasiones. Ahora ha sido desterrado a la Teddy R., donde será un simple segundo oficial, bajo el mando del capitán Makeo Fujiama y la comandante Podok, una temible polonoi. Pero Wilson Cole no es el tipo de hombre que se quedaría sentado mientras el resto de la galaxia está en guerra.

Novela de aventuras espaciales militares de lo más clásico: ¿Héroe? El chico malo que no respeta el mando ni los convencionalismos. insubordinado, y descaradamente desobediente, capaz de interpretar la norma a su gusto, amado e idolatrado por sus compañeros y odiado por sus superiores que lo mortifican en campañas cada vez mas complicadas, de las que sale airosos y con pesadas medallas a las que escupe, un tema sobado como pocos.

Típica novela-cliché que el desconocedor del género de la ciencia-ficción pondría como el ejemplo de novela juvenil de aventuras, sin ninguna profundidad ni tema.

Divertida, trepidante y sin respiro, con acción y bien escrita con unos personajes más desarrollados incluso de lo que es de esperar para una novela que no exige nada. Nada que no sea engañoso en la portada y en el resumen de la historia, un divertimento para pasar un rato, y recordar porque empezamos a disfrutar con estas novelas clásicas y sin sorpresas. Resnick añade un toque continuo de humor y burla a la narración y le quita suficiente carga dramática para que sea digerible.

Una novela que recomendaría a cualquier adolescente con ganas de lectura adrenalítica.

¿Dónde está la película...? Umm a ver, tengo un referente claro... Kara Thrace de Galáctica sería lo más parecido que me viene a la mente.

© Ramón Batalla, (437 palabras) Créditos
Publicado originalmente en En clave pública el 23 de octubre de 2011
CC by-nc-sa 2.1 es