EL LIBRO DE LAS ALMAS
EL LIBRO DE LAS ALMAS Víctor Conde
Título original: ---
Año de publicación: 2010
Editorial: Asociación Alfa Eridani, editores
Colección: Erídano (Edición impresa) nº 4
Traducción: ---
Edición: 2010
Páginas: 178
ISBN:
Precio: Descatalogado

La trayectoria de Víctor Conde ha sido siempre ascendente, trabajando con constancia y sin grandes alardes hasta la obtención del premio Minotauro 2010, que lo ha puesto al fin entre los grandes del género en español, por si acaso había alguna duda respecto a su producción anterior. Duda, quizá, que podría surgir por su especial querencia hacia la vertiente más aventurera, y se podría decir desaforada, del género. EL DRAGÓN ESTELAR o PISCIS DE ZHINTRA no son el típico ejemplo de ciencia-ficción que se pueda leer con el meñique estirado, pero sí de literatura de aventuras más que disfrutables. Asignatura pendiente del género en España es la de reivindicar esa ciencia-ficción aventurera y hasta gamberra que cuenta con grandísmos cultivadores, como pueden ser el tándem Eduardo Gallego y Guillem Sánchez o el infatigable José Antonio Suárez, con los que no conviene dejarse llevar por rumores de dudosa buena fe, solo la cala y la cata dan la verdadera dimensión de estos autores.

No obstante, EL LIBRO DE LAS ALMAS no entra en el terreno de la space-ópera. Se trata de una serie de relatos hilados por las vivencias de Krim, archivista del Arca, una nave generacional camino de Betelgeuse en la que viajan, dormidos, miles de colonos. La misión de Krim, al igual que muchos antes de él y muchos que irán despertando después, es la de vigilar que los automatismos del Arca funcionan perfectamente y, más importante, velar por la tranquilidad del sueño de los colonos. Para ello deberá sondear la mente de los durmientes en busca de irregularidades o anomalías. Y de ahí vendrán las historias del libro de las almas.

Hay un poco de todo en los relatos. Científicos locos, noches ciberpunk, viajes en el tiempo, vacaciones virtuales, en un reparto muy equilibrado de temas y tratamientos. El estilo de Víctor Conde no deslumbra, no se emborracha de palabras, es preciso y no pretende ocultar las carencias estructurales de los relatos con construcciones tan brillantes como vacías, lo que implica una técnica narrativa trabajada y pulida. Quizá, en algunas ocasiones se echa en falta algo más de concreción en el remate de los relatos, no tanto por no dejarlos cerrados, sino por una falta de énfasis en la culminación, y aunque breves, y no excesivamente molestos, un par de ejercicios de estilo colados de rondón no aportan nada relevante.

El primero de los cuentos es LA MUJER ENCRUCIJADA, una sorprendente historia sobre soles invisibles y mujeres sin sombra. Todos, de alguna forma, siempre buscamos algo, y el donde y como se encuentra no siempre es lo más lógico.

En TIGRE se puede encontrar algo parecido a un alegato contra el maltrato animal. Unos lindos gatitos son potenciados genéticamente y usados como auxiliares de los pilotos que investigan de cerca un agujero de gusano. Recuerda mucho a EL CRIMEN Y LA GLORIA DEL COMANDANTE SUZDAL, Cordwainer Smith, aunque ciertamente los gatos no terminan adorando a sus antiguos amos.

Las alucinaciones, o no, del General Custer justo antes de la batalla de Little Big Horn son el eje central de EL AGUILA TATUADA. No se puede decir que sea el relato más interesante de la antología.

El desencanto tiene el peligro de hacer desaparecer el futuro, y en BIENVENIDA AL CLUB, SEÑORITA KEN, se presenta una sociedad en la que esa falta de expectativas lleva al suicidio como una forma más de entretenimiento. Entre un grupo de ancianos que planea un suicidio colectivo se cuela una niña que, obviamente, no termina de encajar en el perfil del grupo.

De anhelos y desencantos también habla CONTINENTE LLUVIOSO, aunque hay que tomarla, más bien, como un ejercicio de estilo que como un relato estructurado.

Una de viajes en el tiempo llega con EMPALME EN LA CINTA DE MOEBIUS, donde se cuenta una original forma de ajusticiar criminales: enviarlos al pasado justo en el momento preciso en le que sustituir en el tránsito a personajes históricos de relevancia muertos prematuramente. Eso no le parece decente a un personaje tan inquisitivo como fue Ada Lovelace y toma las medidas oportunas para frustrar el proceso.

En el fondo Jesucristo fue un simple vehículo de los caprichos del Padre y objeto de las iras y frustraciones de jerarcas privados de poder. Como individuo seguramente tendría sus propias opiniones al respecto, y en LA ULTIMA TENTACIÓN se especula sobre la posibilidad de que estas fueran más heréticas de lo razonable. O dicho de otra forma, la omnicescia y la omnipotencia explicada a los niños (y de porque son incompatibles)

Entre psicodélico y alucinado, YSOBEL Y LOS VISIONAUTAS compone un mundo en el que los pisoctrópicos modelan la realidad. Aventuras y peligros por unas alas.

También en el mundo de las alucinaciones transcurre AFILADA HOJA DE MADERA, ambientada en una guerra sin fin contra un enemigo ubicuo y casi inmaterial. La realidad se rompe a cada paso y acaba por resultar difícil distinguir quien es el enemigo y quien no.

Vacaciones virtuales y virus informáticos no casan bien, y en QUINCE HORAS SOBRE DAMASCO un grupo de operadores de sistemas deben luchar contra una virulenta infección que se ha colado en el mundo virtual de Damasco.

Cierra el volumen CARTAS A V2, otro ejercicio de estilo sin mayor relevancia.

© Francisco José Súñer Iglesias, (875 palabras) Créditos