ESTRELLAMOTO
ESTRELLAMOTO Robert L. Forward
Título original: Starquake
Año de publicación: 1985
Editorial: Ediciones B
Colección: Nova, ciencia-ficción nº 12
Traducción: José María García Grimau
Edición: 1988
ISBN:
Precio: Agotado

Continuación (argumental y cronológica) de la exitosa HUEVO DEL DRAGÓN, ESTRELLAMOTO toma la historia de los cheela justo donde la dejó la anterior y va añadiendo episodios de diversa factura que terminan de perfilar definitivamente a estos increíbles alienígenas y su relación con los seres humanos.

Hasta cierto punto sigue el mismo esquema de HUEVO DEL DRAGÓN, el arranque está marcado por un ambicioso proyecto de ingeniería, salvar a los humanos de una muerte cierta a causa de una avería en su sistema gravitacional, que tiene su principal escollo en la renuencia de los políticos a invertir fondos en su realización. Sigue con el estrellamoto que da título a la novela y que reduce la civilización cheela a la nada, con lo que se vuelve a estructuras sociales propias de la edad de bronce, aunque siempre con la esperanza de recuperar el nivel anterior gracias a los cheela espaciales, un puñado de supervivientes convertidos en auténticos náufragos en sus estaciones espaciales, y acaba con los cheela dando un nuevo salto tecnológico al ser capaces de manejar a su antojo el tiempo y el espacio.

Aunque Forward no sea precisamente un fino estilista (no conozco el original inglés, pero la traducción de José María García está ciertamente trabajada) y su estilo tienda a exponer las ideas de forma directa y sin meandros inútiles, es no obstante un notable constructor de personajes y narrador de acontecimientos. Tanto los cheela como los humanos están dibujados con apenas unas pocas pinceladas que los sitúan en la historia de forma precisa, sobre todo los primeros. Teniendo en cuenta que el tiempo subjetivo cheela es un millón de veces más rápido que el humano (un anciano cheela de noventa años de Huevo no supera los cuarenta minutos de tiempo terrestre) las actividades y hechos significativos de cualquiera de ellos han de ser descritos con concisión y exactitud. Pese a esta necesaria economía Forward consigue que la épica que destila página a página éste libro cautive a lector.

También es cierto que resulta muy evidente que se trata de una segunda parte. No hay la frescura y espontaneidad de HUEVO DEL DRAGÓN, los cheela de ESTRELLAMOTO pertenecen a una civilización asentada y refinada. Tienen plantas ornamentales, animales de compañía y criados robóticos. También es una sociedad que empieza a dar señales poco tranquilizadoras: los abandonos de huevos de multiplican y las crías que salen a delante de esa dura prueba se convierten en un serio problema de seguridad pública, los dineros públicos los controlan políticos más interesados en su perpetuación en el poder que en las necesidades de los ciudadanos, los humanos han dejado de ser los seres que dieron alas a la cultura cheela con sus conocimientos científicos para convertirse en unos desesperantes visitantes con los que resulta aburrido comunicarse. Por todo ello, y sin perder interés en ningún momento, ESTRELLAMOTO ya no es tan redondo como HUEVO DEL DRAGÓN, quizá una lectura sin interrupción y pensando en ambos volúmenes como una sola novela resulte más interesante en términos argumentales, pero eso no implica que en esta segunda parte no pueda producirse cierto cansancio.

No obstante, ESTRELLAMOTO es otra magnífica joya de la ciencia-ficción hard y de la ciencia-ficción de aventuras: la épica batalla final entre los cheela del espacio y el Emperador Atila es digna de recordarse como la más extraña que haya sido narrada nunca.

© Francisco José Súñer Iglesias, (563 palabras) Créditos