EL SOL DESNUDO
EL SOL DESNUDO Isaac Asimov
Título original: The Naked Sun
Año de publicación: 1957
Editorial: Ediciones Martínez Roca
Colección: Superficción segunda época
Traducción: Tony López
Edición: 1980
ISBN:
Precio: ---
Comentarios de: Francisco Ontanaya

Después de resolver un asesinato en las afueras de Nueva York, Elijah Baley, terrestre, y Daneel Olivaw, robot Espacial humaniforme, son enviados a Solaria para resolver un crímen aparentemente imposible. En una sociedad rodeada por millones de robots, en un mundo de veinte mil habitantes a los que horroriza verse cara a cara, un solariano ha sido asesinado con un objeto contundente y solo su mujer asignada, Gladia, puede haber sido la causante. Pero el arma aparentemente no existe y menos aún el motivo y las circunstancias. El propio Elijah Baley verá como el desconocido asesino intenta una y otra vez atentar contra su vida.

EL SOL DESNUDO es la segunda de las novelas de robots de Isaac Asimov, la última de la época antigua (antes de que pasara bastantes años sin escribir novelas de ciencia ficción). El estilo es bien propio de Agata Christie, de la que el mismo Asimov se declaró lector, y el lenguaje es el de la Edad de Oro, sobrio y, en un rasgo particular del de Petrovichi, dialogado como las obras clásicas de Platón. No obstante, posee un gran interés puesto que, si en LAS BÓVEDAS DE ACERO la idea aún era algo rígida, aquí se empieza a vislumbrar lo que será una memorable pareja de detectives y quizá dos de los personajes más conocidos del género. No obstante, ni el platonismo de la relación entre Baley y Gladia ha sobrevivido al paso del tiempo, ni esa mezcla de géneros propia de inicios de la Edad de Oro (bien fuera western, policiaco o aventura de ultramar) tiene vigencia hoy en día. Ese lector superespecializado de ciencia ficción encontrará, indudablemente, que ésta es una novela un poco chocha. El lector más abierto seguramente disfrutará de la lectura y, cuando menos, no la echará en saco roto.

Calificación:

Narrativa: 2, Argumento: 3, Originalidad: 4, Global: 3

© Francisco Ontanaya, (309 palabras) Créditos