RAMA
RAMA Arthur C. Clarke, Gentry Lee
Título original: Rendezvous With Rama
Año de publicación: ---
Editorial: Ultramar
Colección: Cuencia-Ficcion nº 31
Traducción: ---
Edición: ---
ISBN:
Precio: ---

Aprovecho está oportunidad para hablar en favor de las continuaciones de CITA CON RAMA, siempre tan denostadas. Es cierto que el primero marcó un clima de misterio, de expectación, de novedad difícil de continuar o de imitar. Sin embargo los libros del resto de la serie creo que tienen más entidad, más robustez, como novelas: los personajes tienen verdadera vida propia y son muy complejos (que es algo que los aficionados a la literatura de ficción (pero no a la ciencia ficción) siempre echan en cara a la novelas del género: que los personajes suelen ser más planos que el encefalograma de un ladrillo); la vida de Nicole des Jardins (la prota) es apasionante: los detalles de su pasado y de su herencia Senoufa (tribu de Costa de Marfil), y cómo influyen en el presente... en fin, que me gusta. Cierto que hay detalles metafísicos (sobre todo en el cuarto) que no acaban de convencer, pero están dosificadas y no molestan demasiado. Otra crítica que he oído mucho es que la novela realmente la ha escrito el negro Gentry Lee y no ambos, como se quiere dar a entender. Sinceramente me da igual: si me gusta y resulta que lo ha escrito Gentry Lee pues muy bien: felicidades Mr. Lee, es usted un estupendo escritor; diría yo que tiene más oficio que A. Clarke. Y no se le escapan los detalles más científicos o tecnológicos.

Tengo una opinión particular al respecto (aparte que no coincido con las opiniones sobre la serie RAMA). En primer lugar me parece un delito no continuar un libro como RAMA, que tantas expectativas despierta a quien lo lee, que termina con la frase misteriosa Los Ramanes lo hacían todo por triplicado. Si un libro así no merece continuarse pues que no se continúe ninguno.

Pero claro, eso es un arma de doble filo. Si te calientan la imaginación con misterios insondables, temas extraordinariamente atractivos, enganchantes... el lector no puede menos que imaginar el/ella mismo las continuaciones, las soluciones de los misterios, etc. Por eso, cuando el autor te presenta el siguiente libro inevitablemente surge la decepción: ¡no es como yo había pensado!

Pero, como lúcidamente dice Ignacio, el escritor tiene una salida: atrasar la solución y marear la perdiz lo que deja al lector todavía más perplejo. Pero ello sólo puede significar que el libro original no ha sido concebido con una coherencia interna tal que todos los elementos estén ya perfectamente coordinados dentro de la mente del escritor. (Un ejemplo que viene a la mente de todos/as es EL SEÑOR DE LOS ANILLOS, ¿verdad?). Efectivamente a Clarke se le ve el plumero.

Por muy preparado científicamente que esté es capaz de presentar temas muy atractivos pero sin ilación.

De esto que he expuesto, y de las críticas de Ignacio a las continuaciones de RAMA sólo cabe concluir una cosa: RAMA es un conjunto de pajas mentales de Clarke con una fachada muy vistosa y atractiva pero sin orden interno coherente, que queda al descubierto nada más leer las continuaciones. Pero ello descalifica a RAMA mismo, no a la saga que la sigue.

En fin, para salvar la trampa psicológica de los libros con gancho y continuación no prevista yo, modestamente, recomiendo leer las continuaciones como si fueran novelas independientes. De esta manera he procedido con RAMA y 2001 y el resultado es que las continuaciones de RAMA son buenas novelas (salvo quizá la última) ind. del libro inicial (quizá porque no las ha escrito Clarke sino G. Lee) y que las de 2001 no tienen mucho valor, excepto quizá la inmediata 2010 que tiene el atractivo de la expedición china (que no sale en la peli) y de la posible vida en Europa.

© Manuel Pancorbo, , (es.rec.ficcion) (621 palabras) Créditos

Para un escritor con la excelente preparación científica de Clarke resulta posible concebir temas extraordinariamente atractivos. Rama y el monolito son dos buenos ejemplos: Intrigantes, insondablemente misteriosos, atractivos a mas no poder. Son un magnifico gancho para los lectores.

El problema viene después: explicarlo todo. Pero es muy difícil aportar una explicación que solucione el misterio convincentemente y que al mismo tiempo satisfaga al personal (todos los que salimos del cine decepcionados por el final de CONTACTO sabemos lo que es eso). Por eso Kubrick opto por un final simbólico para la película 2001, una forma de dejar la explicación final a la imaginación del espectador. Bien, pues ¿que hace Clarke para no decepcionar? Pues arrastrar continuación tras continuación sin desvelar nada o casi nada sobre Rama y el monolito. Las pocas revelaciones que se van produciendo caen con cuentagotas (y no siempre son satisfactorias ¿porque le han hecho eso a David Bowman?).

Clarke se dedica a exprimir el gancho de sus creaciones retrasando al máximo la explicación. Sabe que es difícil encontrar una explicación que satisfaga. Sabe que cuando el misterio quede disipado, quedara asimismo disipado el atractivo de la serie. Sabe que cuantos mas libros escriba, mas dinero cobrara.

Que demonios, lo mas probable es que Clarke ni siquiera se molestara en pensar las explicaciones mientras pudiera continuar escribiendo novelas sin ellas.

© Ignacio Agulló Sousa, (es.rec.ficcion) (224 palabras) Créditos

Ultimamente se habla mucho de que los autores modernos necesitan 500 páginas para decir lo que antes en 200 y el caso más claro es CITA CON RAMA y RAMA II. La segunda me pareció un versión actualizada de la primera donde se explicaba la vida y pensamientos de los personajes. Bueno, probablemente no tendré un nivel literario suficiente pero creo que se perdió el sentido de la maravilla de la primera novela. Y con decir que se suponía que en Rama revelada se explicaba todo el meollo de la cuestión, (y por lo tanto deberíamos estar ansiosos por ver que sucedía) mientras yo estaba deseando que se acabara el tostón porque no me gusta dejar libros a medio leer... Realmente hubiera preferido el final inconcluso de la primera novela

© Igor Cantero Uribe-etxeberria, (es.rec.ficcion) (130 palabras) Créditos

Leí CITA CON RAMA cuando estaba en la universidad (es decir, con alrededor de 20 años) y recuerdo que me entusiasmó, aunque he de confesar que no he vuelto a leerla desde entonces, y ahora tengo 41 tacos. Compré muy ilusionado RAMA II, y no sólo no me gustó en absoluto, sino que acabé acordándome de todos los antepasados de Clarke, ya que me pareció una soberana tomadura de pelo. En primer lugar se limitaba a autoplagiarse de forma descarada, pero es que además el negro de turno (bien, por lo menos firmaba) se dedicó a meter paja y más paja contándonos cómo se masturbaban los protagonistas cuando iban al colegio y cosas por el estilo. Y luego, nada.

En cuanto a RAMA III y posteriores me negué en redondo siquiera a leerlas, primero porque ya me había cabreado suficientemente, y segundo porque un amigo de cuya opinión me fío, me dijo que eran todavía peores. Claro está que el señor Clarke lleva muchos años tomándonos descaradamente la cabellera, y si no mirad lo que ocurre con la serie de 2001.

© José Carlos Canalda, (Lista de #cienciaficcion) (181 palabras) Créditos