Presión de radiación

Presión ejercida por la radiación electromagnética sobre una superficie. Esta presión es igual a la intensidad de la radiación, dividida por la velocidad de la luz, y es mayor cuanto mayor sea la intensidad de la radiación. Puesto que a su vez, la intensidad es inversamente proporcional a la distancia, la presión de radiación disminuye rápidamente según nos alejamos de la fuente emisora.

La presión ejercida por la radiación sobre una superficie puede duplicarse si dicha superficie es reflectante, ya que en este caso, se suman la presión de la radiación incidente y la presión de la radiación reflejada.

Incluso bajo grandes intensidades de radiación electromagnética, la presión de radiación es muy pequeña. En la órbita de la Tierra, con una intensidad solar de 1.350 Watios/metro2, la presión de radiación alcanza un máximo de 4, 5 x10-6 Newton/metro2.

Como se dijo anteriormente, si esta radiación no es absorbida y se refleja en una superficie, la presión alcanza un total de 9 x10-6 Newton/metro2, siendo necesaria una superficie reflectante de 380 metros de diámetro para obtener un Newton de fuerza

La presión de radiación constituye el principal pilar de funcionamiento en un impulsor basado en velas solares, o de luz

© Carlos Alberto Gómez Villafuerte,
(205 palabras) Créditos