Cúmulos globulares
MUNDOS EN EL ABISMO

Agrupaciones de estrellas de forma esférica y sumamente compactas, puesto que en un espacio de un año luz cúbico pueden encontrarse docenas de las mismas, hasta un total de varios miles en el conjunto del cúmulo. A diferencia de los cúmulos abiertos las estrellas que pueblan los cúmulos globulares son muy antiguas. Los cúmulos globulares no se encuentran en el interior de las galaxias, sino que las rodean por el exterior formando una nube esférica denominada halo galáctico

El cúmulo globular más importante de la ciencia-ficción es sin duda Akasa-Puspa, escenario de las novelas de Javier Redal y Juan Miguel Aguilera MUNDOS EN EL ABISMO e HIJOS DE LA ETERNIDAD. Akasa-Puspa es un cúmulo globular típico, pobre en metales y con unos 10 millones de estrellas contenidas en una esfera de 150 años-luz de diámetro.

Ambientando su obra en una región tan densamente poblada de estrellas, Redal y Aguilera resuelven elegantemente el problema de los viajes interestelares sin necesidad de someterse a las férreas restricciones de la Teoría de la Relatividad; sin embargo, los astrónomos piensan que resultaría difícil la aparición de la vida en un hipotético planeta situado en el interior de un cúmulo globular, ya que tanto las perturbaciones gravitatorias como la gran intensidad de la radiación emitida por tantas y tan cercanas estrellas, lo harían inviable.

© José Carlos Canalda, Jacobo Cruces Colado
(223 palabras) Créditos