Anión

Los aniones son los iones con carga eléctrica negativa, es decir, aquellos átomos o moléculas que han ganado electrones o bien, en su caso, han perdido protones. Los aniones, junto con los cationes, forman las sales. Algunos de los más conocidos son, por ejemplo, el cloruro (que es un átomo de cloro que ha ganado un electrón), el sulfato (derivado del ácido sulfúrico por la pérdida de sus dos protones), el fosfato (del ácido fosfórico), el nitrato (del ácido nítrico), el cianuro (formado por la unión de un átomo de carbono y otro de nitrógeno, con una carga negativa), el carbonato (derivado del anhídrido carbónico), el hidroxilo (una molécula de agua que ha perdido un protón) y muchos otros.

© José Carlos Canalda,
(119 palabras) Créditos