Druuna
Eleuteri Serpieri, 1985
druuna.jpg

Si Barbarella y Valentina aportaron al cómic de ciencia-ficción una forma sofisticada y elegante de entender el erotismo, Druuna se posiciona en el polo opuesto, ante la pálida languidez de Valentina, la rotundidad morena de Druuna, ante el sexo explícito aunque casi onírico de Valentina, la pornografía en ocasiones salvaje de Druuna. Son dos heroínas que partiendo de la misma premisa, recrear la vista al lector, mayoritariamente masculino, de cómics, lo hacen desde extremos opuestos, contundencia frente a evanescencia.

Porque Druuna es, ante todo, contundente. Eleuteri Serpieri no escatima material de dibujo a la hora de representar a Druuna; nalgas potentes, pechos llenos, hombros anchos que le añaden una complexión atlética, hacen de esta heroína una Venus futurista, más cercana al canon griego de belleza que al descarnado modelo actual.

La vida de Druuna, no obstante, es bastante complicada. Vive en un mundo enfermo, carcomido por una extraña patología que muta de forma casi instantánea a quien enferma. Un gobierno despiadado intenta mantener a raya la epidemia por medios tan brutales como poco eficaces. Druuna sobrevive como puede, aprovechando su formidable presencia y repartiendo favores sexuales, bien de grado o por fuerza, siempre que le proporcionen alguna ventaja.

Las aventuras de Druuna se inician con MORBUS GRAVIS (1985, publicado por primera vez en España por Toutain en Zona84) historia autoconclusiva con un sorprendente final. El éxito del personaje llevó a Serpieri a continuarlas con DRUUNA (1987) CREATURA (1990) CARNIVORA (1992) MANDRAGORA (1995) APHRODISIA (1997) THE FORGOTTEN PLANET (2000) y CLONE (2003) con Druuna siempre al límite, y siempre exhibiendose sin pudor. Además, Serpieri ha ilustrado una buena cantidad de portafolios con Druuna como exclusiva protagonista: Obsession, Druuna X, o Croquis. Norma Editorial ha publicado en España todas las aventuras de Druuna y gran parte del material adicional.

© Francisco José Súñer Iglesias
(298 palabras) Créditos

Los autores

Paolo Euleteri-Serpieri nació en Venecia el 29 de febrero de 1944. Se trasladó muy joven a Roma, donde completó sus estudios de dibujo y se dedicó a la pintura (ha sido alumno de Renato Guttuso y es profesor en el Instituto de Arte de Roma) Se inició en el mundo de las historietas en 1975, dibujando algunas historias de Lanciostory. Gran amante del western, colaboró en la Histoire du Far West de Larousse, y en las páginas de Skorpio desarrolló la serie I grandi miti del West. En 1985, publica Morbus Gravis, una historia de ciencia-ficción que logró gran éxito en todo el mundo éxito gracias la seductora Druuna. A partir de entonces, la mayor parte de su producción ha girado en torno a este contundente personaje.


Para saber más: