Aquila

Monarca de Signé, uno de los reinos de Raab, el mundo interior del planeta Solima, e hijo del dios viviente Haakón. Acogió amistosamente a Raimundo Castillo y a sus compañeros valeranos llegados a su reino desde el desconocido exterior del planeta, lo que le acarreó las iras de su padre que lo llevó, junto a sus huéspedes y su propia familia, a la ciudad flotante de Olimpia con la pretensión de ejecutarlos, como escarmiento a los unos y para deshacerse de testigos molestos a los otros. Fue liberado por el arrepentido Olaf, antiguo cómplice de Haakón, pero se negó a colaborar en la ejecución del tirano planeada por éste y los valeranos. Se supone que murió al ser destruida la ciudad por el propio Olaf (MANDO SINIESTRO).

© José Carlos Canalda,
(127 palabras) Créditos